in

Acuerdos con acreedores, el reto para condonar la deuda | Gobierno | Economía

Gustavo Petro

Reducir la deuda externa soberana de América Latina en pro de recursos para proyectos de protección contra el cambio climático fue la propuesta económica que presentó este martes el presidente de Colombia, Gustavo Petro, ante el pleno de la 77 Asamblea General de Naciones Unidas.

(Petro en ONU: ‘Guerra contra drogas y crisis climática ha fracasado’). 

La propuesta del mandatario colombiano se produce en medio de un discurso de poco más de 20 minutos donde se priorizó la narrativa de “cambiar la guerra por la vida”.

“Los convoco a salvar la selva amazónica integralmente con los recursos que puedan destinarse mundialmente a la vida. Si no tienen la capacidad para financiar el fondo de la revitalización de las selvas, si pesa más destinar el dinero a las armas que a la vida, entonces reduzcan la deuda externa para liberar nuestros propios espacios presupuestales y con ellos realizar la tarea de salvar la humanidad y la vida en el planeta. Lo podemos hacer nosotros si ustedes no quieren. Solo cambien deuda por vida, por naturaleza”, sentenció el presidente colombiano.

Esta idea va alineada con lo que el jefe de Estado mencionó durante su discurso de posesión, también cargado de un componente ambiental, hace poco más de un mes.

Para ese entonces, el mandatario le extendió el mensaje al Fondo Monetario Internacional, con el objetivo de tener “una economía próspera y una nueva vida para la humanidad”.

(Discursos de los líderes mundiales en la Asamblea General de la ONU). 

A modo de definición, el docente de la U. de los Andes, Germán Machado, señaló que esta iniciativa trata, fundamentalmente, de “canjear pagos de deuda por pagos a servicios ambientales a través de lograr acuerdos voluntarios con los acreedores”, una idea que se ha aplicado “de manera modesta” desde hace 40 años en la que los países buscan reducir su deuda pública “a cambio de comprometerse a realizar una serie de gastos internos en protección del medio ambiente o proyectos de transición energética”.

A juicio de Machado, este tema será “prioritario en la visión de Gobierno de Petro”, por lo que su éxito dependerá de “lograr acuerdos con los acreedores”.

Gustavo Petro, en su discurso en la ONU.

EFE

Carlos Sepúlveda, decano de Economía de la Universidad del Rosario, considera que esta es una propuesta “válida y legítima”, donde Colombia se vería favorecida porque es un país biodiverso y amazónico.

“Colombia tiene activos naturales, que al ser parte de la Amazonía, pueden tener una sinergias con el mundo entero, particularmente con los países desarrollados, para compensar emisiones a partir de inversiones que contribuyan a la carbono neutralidad”, mencionó Sepúlveda.

A su turno, Guillermo Sinisterra, docente de economía en la Universidad Javeriana, sostiene que este tipo de mecanismos tiene su complejidad operativa, pues dependen de que la comunidad internacional respalde la idea.

“Es justo que si un país va a dedicar recursos y personal a ello, tenga una protección internacional que en este caso sería una condonación de deuda, pero en este caso, las entidades multilaterales no tienen todavía la coordinación para dar esas gabelas. Tendría que ser desde un fondo ambiental de las Naciones Unidas, pero nosotros no les debemos dinero a ellos. Sería complicado desde el punto de vista operacional”, manifestó el docente.

(Educación es la base de la transformación productiva: Petro en la ONU). 

Lo cierto es que esta idea tampoco es del todo nueva en la opinión pública nacional, pues el expresidente Iván Duque ya la había manifestado en la víspera de la pasada cumbre de la COP26 en Glasgow, y, en el plano internacional, fue respaldada por los mandatarios de Ecuador y Costa Rica, entre otros.

De hecho, desde el país vecino se promueve esta iniciativa con la creación de una nueva reserva marina en las islas Galápagos, cuya conservación ofrece a cambio de la condonación de la deuda externa.

Esta es una propuesta que se ensayó previamente en Bolivia en 1987 pero no logró su cometido final por la falta del compromiso del país andino.

En su intervención, el presidente Gustavo Petro también mencionó que “la guerra contra las drogas y contra la crisis climática ha fracasado” y pidió que desde América Latina se eleve una voz común para pedirle al mundo “acabar con esta guerra irracional contra las drogas”.

“Más que contundente, este fue un mensaje de urgencia. Me parece que Petro quiso dejar en el ambiente la idea de que ‘se nos está acabando el tiempo’ (…) Fue un discurso que sobrepasó las expectativas, fue bastante concreto, combativo y con carga ideológica, tres características que no habíamos visto”, mencionó Mauricio Jaramillo, catedrático de relaciones internacionales.

Este docente de la Universidad del Rosario también destacó el llamado a una mayor unión en América Latina y el hecho de que el país se atrevió a hablar de lo que está pasando en el mundo, como la guerra en Ucrania. “Colombia no está acostumbrada a hablar de lo que pasa en el globo (…) Marca un antes y un después de una Colombia que está dispuesta a hablar en grandes ligas”, dijo.

PORTAFOLIO

Fuente de la Noticia

Report

Te gusto la publicación?

11 Points
Upvote
Propietario de club del centro de Memphis acusado después de patear a mujer en el pecho, según registros | Noticias de Buenaventura, Colombia y el Mundo

Propietario de club del centro de Memphis acusado después de patear a mujer en el pecho, según registros

Gasolina

Déficit e inflación, los efectos de subir los precios la de gasolina | Economía